SOMOS PERSONAS, NO NÚMEROS DE EXPEDIENTES.








Hoy, la sección sindical de CC.OO, hemos asistido a un “juicio” de un compañero, trabajador de Kerametal (departamento de Herramental de mecanizado) que sufrió un accidente de trabajo en nuestras instalaciones  y que interpuso una demanda de cesión ilegal de trabajadores y subrogación, tanto a la Nissan como a Kerametal.




 ¿Qué ha ocurrido?, pues para sorpresa de ambas partes, nos hemos encontrado con un señor, cuya actitud ha “rallado” la prepotencia y la soberbia, que ha impedido que un trabajador, padre de familia, defienda sus derechos y por extensión el futuro de las personas que dependen de él,( ya que  la situación física en la que se ha quedado después del accidente sufrido en nuestra planta, va a tener serias dificultades para encontrar trabajo), y en un minuto y sin siquiera dejar sentarse a las partes, ha decidido que no tenía el día para oir a nadie y ha encomendado a la parte demandante (nuestro compañero) a aceptar la indemnización porque no iba a aceptar ningún argumento de los testigos ni de su abogado, avocando la sentencia, en caso de celebrarse el juicio, a perder la indemnización y encima, abonar una multa. CON TODOS LOS SANTOS COJONES.

Hay que reconocer, que los abogados de ambas empresas, han asistido incrédulos ante lo sucedido. Ole los huevos de este “señor” que ha dejado a un padre de familia en la puta calle, invalido y con sensación de que vivimos en un mundo donde la justicia no existe.

Como dato esclarecedor, señalar que la ONG – Kerametal- ha pagado una indemnización de 45 días por año, algo que está por encima de lo fijado en la ley ¿Qué extraño? ¿no?.

Comentarios

Entradas populares